Masajes Deportivos

Recuperación y preparación para los deportistas más y menos exigentes.

¿Qué es el masaje deportivo?

El masaje deportivo consiste en preparar la estructura y tejidos musculares para el esfuerzo que realizan cuando practicamos deporte.

Los objetivos generales que se persiguen al realizar un masaje deportivo son: preparar los músculos para el esfuerzo manteniéndoles en un estado óptimo, prevenir lesiones y recuperarnos de las que hayamos sufrido para conseguir una forma física óptima.

"Puede parecer que este tipo de masajes sólo son recomendados cuando se produce una lesión, pero la realidad es todo lo contrario: se hacen para evitar posibles lesiones."

Tipos de masajes deportivos 

Los tipos de masaje deportivo que usted puede encontrar actualmente son:

  1. Masaje preparatorio o pre-competición: se realiza entre las 6 y 24 horas previas a la competición o evento deportivo. Es un masaje vigorizante con el que principalmente se busca aumentar y mejorar la circulación sanguínea e incrementar la temperatura interna del músculo.
  2. Masajes de recuperación: es aquel aplicado entre los 30 minutos y 6 horas posteriores a la realización de la actividad física. Los objetivos de este tipo de masaje son eliminar los desechos metabólicos del músculo y reducir el hipertono muscular derivado del ejercicio deportivo.
  3. Masaje de mantenimiento: este tipo de masaje ha de llevarse a cabo de una manera periódica, ya que su finalidad es eliminar la fatiga muscular y mantener la elasticidad del tejido muscular.

Se debe de tener en cuenta que el tipo de masaje deportivo y los objetivos perseguidos con el mismo variarán en cada persona, dependiendo de sus características físicas y del ejercicio que realice (velocidad, fuerza, elasticidad etc.)

¿Por qué debería optar por el masaje deportivo?

En Carácter Vital sabemos que los beneficios que obtendrá de estos masajes deportivos son amplios y variados: desde eliminar la toxina de los músculos y tonificar el tejido muscular hasta estimular la producción de adrenalina, pasando por aliviar el dolor post-entrenamiento y prevenir lesiones de músculos y tendones.

Puede parecer que este tipo de masajes sólo son recomendados cuando se produce una lesión, pero la realidad es todo lo contrario: se hacen para evitar posibles lesiones.

¿Cómo puede diferenciar un masaje relajante de uno deportivo?

El objetivo de los masajes relajantes es destensar y aliviar los músculos, para ello los movimientos que se realizan son más suaves ya que buscan liberar ciertas hormonas responsables de la relajación.

Por el contrario, el masaje deportivo es más vigorizante, con movimientos rápidos y fuertes que mejoren la circulación sanguínea y disminuyan el dolor muscular.

En definitiva, el masaje deportivo ayuda a deportistas, de mayor o menor nivel competitivo, a alcanzar un nivel muscular óptimo recuperándose de las lesiones y evitando la aparición de problemas y fatiga muscular.

Si tienes cualquier duda ponte en contacto con nosotros y estaremos encantados de ayudarte.

Solicita Información

“ Preparar la estructura y tejidos musculares para el esfuerzo que realizan cuando practicamos deporte”

“Eliminar la toxina de los músculos y tonificar el tejido muscular”

“El masaje deportivo ayuda a deportistas, de mayor o menor nivel competitivo, a alcanzar un nivel muscular óptimo recuperándose de las lesiones”

Si desea conocer más información sobre nuestro servicios, puede ponerse en contacto con nosotros sin compromiso. Nuestros expertos están a su entera disposición.